Tejido del cordón umbilical para reparar el paladar hendido

El labio leporino y el paladar hendido son uno de los defectos congénitos más comunes. Entre la cuarta y la novena semana de embarazo, los tejidos de cada lado de la cabeza crecen hacia el centro y se unen para formar la cara. Un bebé puede nacer con un labio o paladar hendido si los tejidos que componen el labio superior o el techo de la boca no se han unido completamente durante el embarazo.

Existen métodos quirúrgicos para la reparación de un defecto de hendidura, dependiendo del tipo de fisura y otros problemas de salud. Pero un grupo de investigadores de la Universidad de Texas ha desarrollado un nuevo enfoque que utiliza el tejido del cordón umbilical como un injerto óseo para aumentar la reparación de las hendiduras palatinas alveolares. El cordón umbilical tiene una estructura fibrosa cubierta de tejido gelatinoso (gelatina de Wharton) que contiene células mesenquimales que apoyan el crecimiento óseo y desarrollan células óseas llamadas osteoblastos. Las fibras de colágeno del tejido del cordón le permiten llenar el hueco en la reparación del paladar hendidura alveolar.

cleftpalate_a_enilEl objetivo de los investigadores es generar un producto tisular que contenga solamente células mesenquimales del estroma y no solo las células epiteliales que se encuentran en el revestimiento de los vasos sanguíneos o en el exterior del cordón umbilical. 

Una cirugía típica para la reparación del paladar hendido sólo requiere 15-20 gm o 20cc de gelatina de Wharton, que puede obtenerse a partir de un solo cordón umbilical. Los investigadores han realizado múltiples estudios preclínicos que demuestran que este enfoque mejora la curación de los defectos del paladar hendido en los animales. Éstos se están repitiendo en animales más grandes según lo requerido por la FDA antes hacer los estudios para tratar a niños con hendidura en labio y paladar; los ensayos clínicos comenzarán en los próximos 12-18 meses.

En este link puedes consultar los estudios en curso que se están llevando a cabo con el tejido y la sangre del cordón umbilical.

FUENTE ORIGINAL (EN INGLÉS) parentsguidecordblood.org (Newsletter Junio de 2017)